No escribo para vivir, vivo para escribir


TENER TIEMPO PARA SER CONSCIENTES

(De la obra “El Odio no se escribe” Edición julio 2011)

Por Helen Fares de Libbos

Sacrifiqué mis ideales por creencias ajenas a mi mundo
sabiendo que lo único que necesito
es atreverme a vivir y a seguir mi propia verdad.

Es obvio que ahora puedo encontrar oposición de algunas personas
porque mi manera de pensar les parece absurda,
yo también me opongo a otros y los problemas se parecen.

Al paso de la vida existe la obligación de asumir la responsabilidad
de cuidar a los menores de edad.
Mis ideas a veces parecen fanáticas, radicales o fuera de contexto,
pero tampoco quiero retener a nadie a mi lado,
la carga es muy pesada.

La mejor manera de pedir a la vida es teniendo actitudes correctas
ante los sucesos que enfrentamos.

Estoy respirando profundo mientras abren puertas y ventanas
para que cuando salga el sol, nos ilumine optimista y tolerante,
dando vida a los demás.

Reparto mi buen genio, mi paciencia y agilidad mental,
esperando el momento exacto en que debo actuar
para conseguir mis fines y triunfar, conseguir amistades sinceras y duraderas,
sé quiénes me valoran y están pendientes de lo que hago.

Soy consciente de que nací para tener poder y triunfar.

1 comentario en “<center><h3>No escribo para vivir, vivo para escribir</h3><br><h1> TENER TIEMPO PARA SER CONSCIENTES</h1></center>”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.