LA FE EN DIOS

(De la obra “Lucha con amor” Edición I octubre 2008 – Edición II febrero 2015)

Por Helen Fares de Libbos.

Estoy de acuerdo en que la fe mueve montañas. Desde pequeña tuve la convicción de que lo que ha de ser de uno, nadie se lo quita y más aún, cuando uno trabaja con honestidad y fe.

Yo sé que voy a morir algún día, pero cada día doy gracias a Dios, por permitirme disfrutar de un nuevo amanecer. También me alegro porque entiendo que es un día menos de mi gran ilusión de estar junto a Dios.

A consciencia, no me disgusta la muerte; por el contrario, me agrada.

He triunfado en la vida en todo lo que he querido, y también he hecho muchas cosas que han dejado una huella de mi paso por la vida. He hecho obras con mi nombre, he disfrutado de la vida a mi modo, he dado buenos ejemplos y amo demasiado la vida.

Siento que también voy a triunfar en la muerte.

La fe en Dios es superior a todo lo demás y con ella se consigue la salud y el bienestar.

Jesús lo dijo: “Tu fe te salvara”.

La fe además de ayudar a conseguir riqueza, conduce al triunfo de todos los aspectos de la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.