Bomba cerca de la Biblioteca del Congreso amenazó la seguridad en Washington

Fuente: Policía del Capitolio de EE. UU. en Twitter

Por Ángel Yosniel | 22/08/2021.
La Policía de Washington investiga a un vehículo que al parecer contenía explosivos cerca del Capitolio, donde actualmente se encuentra la sede del congreso. Hay un detenido, quien ha negociado con las autoridades para no estallar la supuesta bomba.

El pasado 19 de agosto, aproximadamente a las 9:15 de la mañana, una camioneta negra se estacionó entre el Capitolio y la Biblioteca del Congreso, donde estaba trabajando personal administrativo. El Senado y la Cámara de Representantes se encontraban en receso como parte de las vacaciones de mitad de año. Tenían planeado regresar la próxima semana.

En el interior del vehículo había un hombre de 49 años, identificado como Floyd Ray Roseberry, de Carolina del Norte, amenazó con estallar los explosivos si intentaban detenerlo. Con palabras escritas en hojas, el sospechoso alertó a las autoridades diciendo que en el carro había una bomba. Los edificios de la Cámara de Representantes fueron inmediatamente evacuados y acordonaron los alrededores.

“Esta es una investigación activa de amenaza de bomba. El área de preparación para los periodistas que cubren esta situación está en Constitution y First Street, NW para su seguridad. Continúe evitando el área alrededor de la Biblioteca del Congreso”, dijo la Policía del Capitolio de EE. UU, desde su cuenta oficial de Twitter.

Las autoridades controlaron la situación

La policía tuvo que entregarle un teléfono al implicado para poder continuar con el diálogo. Luego de cinco horas de negociación, Roseberry bajó del auto y se entregó a las autoridades sin ningún tipo de resistencia. Además, las fuerzas de seguridad habían enviado francotiradores al observar que el sospechoso tenía un detonador.

“El USCP agradece la ayuda de la Oficina de Campo del FBI en Washington, la División de Campo de Washington de la Oficina de Alcohol, Tabaco y Armas de Fuego, el Servicio Secreto de los Estados Unidos, la Policía de Parques de los Estados Unidos, la Policía de la Corte Suprema, el Departamento de Policía Metropolitana y los Bomberos y EMS de DC”, dijo la Policía del Capitolio de EE.UU.

Thomas Manger comparece frente al Capitolio tras detener al implicado.
Fuente: NICHOLAS KAMM / AFP

La zona del Capitolio fue bloqueada por los autos de la Policía. Además, las autoridades les recomendaron a los empleados salir a través de los túneles subterráneos si la situación se agravaba.

La bomba en Washington solo era una amenaza

Los investigadores encontraron en el vehículo gas propano y otros ingredientes para fabricar una bomba, sin embargo, no hallaron explosivos como tal. Un superior de la policía argumentó que el implicado no estaba trabajando en coordinación con otra persona. La bomba en el Capitolio era solo una amenaza.

Autoridades preparan las herramientas para revisar el vehículo con la bomba.
Fuente: Policía del Capitolio de los Estados Unidos

El 20 de agosto, Roseverry publicó varios videos en Facebook, donde se había estacionado cerca del Capitolio, al parecer tenía en el interior del vehículo una bomba. En el audio nombró en repetidas ocasiones al presidente Biden, instándolo a que renuncie junto a los demócratas. También lamentó la situación política en Afganistán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.